TRASTORNOS DE PERSONALIDAD

 

Definición de Trastorno de Personalidad DSM-5 • Un trastorno de personalidad es un patrón permanente de experiencia interna y de comportamiento que se aparta acusadamente de las expectativas de la cultura del sujeto, es un fenómeno generalizado y poco flexible, tiene un inicio en la adolescencia o edad adulta temprana, es estable en el tiempo, y da lugar a malestar o deterioro.

En el DSM-V se enumeran diez trastornos de la personalidad que se reparten en tres grandes grupos.

Trastorno de personalidad paranoide.

Se caracteriza por una desconfianza generalizada hacia los demás, incluyendo amigos, familia y pareja. Como resultado de esta desconfianza, la persona está constantemente buscando pistas para validar sus temores.

Trastorno de personalidad esquizoide.

El término “esquizoide” designa una tendencia natural a dirigir la atención hacia la vida interior de uno mismo. Una persona con este trastorno es independiente, distante y con tendencia a la introspección y la fantasía.

Trastorno esquizotípico.

Se caracteriza por las rarezas en la apariencia, el comportamiento, el habla, experiencias perceptivas inusuales, y anomalías de pensamiento similar a los observados en la esquizofrenia. Estas últimos pueden incluir creencias extrañas, pensamiento mágico (por ejemplo, pensar que al hablar del diablo puede hacer que él se aparezca), suspicacia y reflexiones obsesivas.

Trastorno de personalidad antisocial.

Este trastorno es mucho más común en hombres que en mujeres y se caracteriza por una indiferencia insensible a los sentimientos de los demás.

La persona no tiene en cuenta las normas y obligaciones sociales, es irritable y agresiva, actúa impulsivamente, carece de culpa y no logra aprender de la experiencia.

Trastorno límite de la personalidad.

Las personas con este trastorno carecen de un sentido de sí mismas, y, como resultado,experimentan sentimientos de vacío.

Tienen un patrón de intensas pero inestables relaciones, inestabilidad emocional, arrebatos de ira y violencia (especialmente en respuesta a las críticas), y comportamiento impulsivo. Las amenazas de suicidio y los actos de autolesión son comunes por lo que muchas personas con este trastorno acaban recibiendo atención médica.

Trastorno histriónico de la personalidad

Las personas con este trastorno carecen de autoestima y para estar bien necesitan la atención y la aprobación de los demás. A menudo parecen estar dramatizando o “interpretando un papel”, en un intento de llamar la atención. De hecho, “histriónico” deriva del latín ‘histrionicus', ‘perteneciente al actor'.

Cuidan mucho su apariencia y se comportan de una manera que es demasiado encantadora o inapropiadamente seductora.

Trastorno de personalidad narcisista

Las personas con este trastorno tienen un sentimiento extremo de su propia importancia y una gran necesidad de ser admiradas.

Suelen tener sentimientos fuertes de envidia, carecen de empatía y fácilmente explotan a otras personas para lograr sus objetivos.

Trastorno de la personalidad por evitación.

Las personas con este trastorno creen que son socialmente ineptas, poco atractivas o inferiores.Viven con un constante miedo a ser avergonzadas, criticadas o rechazadas.

Evitan el contacto con los demás a menos que estén seguras de caer bien.

Trastorno de personalidad dependiente.

Se caracteriza por una falta de confianza en sí mismos y una necesidad excesiva de ser atendidos. Son personas que necesitan mucha ayuda en la toma de decisiones.

Tienen mucho miedo al abandono.

Trastorno Anancástico de la personalidad

Se caracteriza por una excesiva preocupación por los detalles, reglas, listas, orden, organización u horarios; su perfeccionismo es tan extremo que les impide completar una tarea;

Son muy devotos al trabajo y la productividad a expensas del ocio y las relaciones. Una persona con este trastorno suele dudar y es cautelosa, rígida, controladora y sin sentido del humor.